Azúcar, pimienta y sal




Amo a las personas por lo que Son y no por sus costumbres sean de alcoba, alimenticias o de cualquier otra indole. Si las costumbres son humanas son a su vez casi irrelevantes. Tengo amigos de costumbres diversas y no son esas costumbres las que definan mi afecto hacia ellos sino su Humanidad.

Una persona se siente mal cuando es rechazada por ella misma. Solo ella misma tiene ese poder. Si esa persona logra superar ese programado "complejo de inferioridad" todo cambia. Ya que alli comienza a hacerse consciente de lo que es capaz de hacer. Y si trabaja fervientemente, pierde hasta el miedo a la muerte, a lo desconocido y a lo inesperado. "Si te atreves a hacerlo, se te dará el poder para hacerlo".

La agenda actual programa entre otras cosas, en la homosexualidad inducida. Saben que es mucho más fácil manipular a un individuo fuera de la familia. Esa manipulación inducida hace que la persona se meta en un laberinto recurrente donde su alquimia interna no puede realizarse correctamente. El problema de una persona programada artificialmente en la homosexuaildad no es que el resto la rechace si no que hay algo en su interior que no comprende. El deseo es una forma de manipulación milenaria, recordemos que por ese punto revirtieron la esfera de consciencia, dejando ese vacio que no se satisface adrede. Hoy leía que Flavio Mendoza - un productor egolatra - habia perdido su ticket de estacionamiento por lo cual no podía salir del lugar. Entonces le grito soberbio al muchacho que cuidaba el parking ¡ Abrí boludo! se acercó y violentamente le pegó hasta quebrarle el dedo de una mano. En su declaración Flavio mintio y dijo que el muchacho lo habia agredido verbalmente por el rechazo a su sexuailidad. Digan que están las cámaras de seguridad. Flavio mintío amparandosé en el "rechazo" de la sociedad ... y el flaco del estacionamiento rechazaría su idiotez que deviene de ese complejo de inferioridad implantado en todo caso, no lo que Flavio hacia en su alcoba.

Hay otras minorias que se empeñan en mantenerse distanciadas del resto de los mortales porque ellos son "los elegidos". Siendo racistas a ultranza pero acusando a los otros de serlo. Queriendo implantar agendas incómodas y miserables para la naturaleza real del Humano y condenando a todo aquel Humano que no quiera caer en la trampa. Esa minoría está detectada ya por los Humanos desde hace milenios entonces es rechazada por los pueblos ya que los intereses de esa minoria NO son Humanos y son egoistas, buscando siempre y solamente el interés de esa minoria y NUNCA el bien común. Parecen humanos pero vendieron su alma al polo negativo del péndulo. Y como son tramposos porque su padre es padre de mentira usaron lo que les "entregó" su padre para manipularnos : la Cábala o el algoritmo de manipulación de la octava del Demiurgo. La octava descendente de creación que tiene dos polos: positivo y negativo.

Si el humano se hace consciente de si mismo el polo negativo desaparece para los Humanos, entonces esta especie de rica combinación genética, no sería más un herramienta de su juego de opuestos. Encontraría el equilibrio de su sistema como generalidad, como especie en la Tercera Energía, la energía neutra, la energía del neutrón. Esa tercera energía se alcanza alimentando nuestras virtudes en detreimiento de nuestras miserias. Mil millones de veces más satisfactorias son las virtudes que las miserias. ¿Por qué entonces no nos educan en ellas? Adolf lo hizo - aquel que se atreva a traspasar la programación imperante lo descubrirá facilmente jeje - pero a esta minoría inhumana eso no le conviene. Ellos necesitan miserias y conociendo como manipular las energías de esta realidad, nos enseñan a recurrir poniéndolas servidas a toneladas. Y aquellos que se ufanan en la "aceptación" me rechazan porque busco las virtudes. ¿ Solo se puede aceptar lo que "los elegidos" dicen que hay que aceptar cuando ellos a mi me rechazan y me llaman cerdita? Ahi nomás salta la ficha ... 

El diario de Anna Frank es una farsa, lo sabemos ya al estudiar el pleito en que se enzarzaron el conocido escritor judío norteamericano Meyer Levin y el padre de Ana Frank. El juicio transcurrió entre 1956 y 1958 ante el “County Court House” de la ciudad de Nueva York, obteniendo el demandante Meyer Levin un fallo a su favor que condenaba a Otto Frank a abonarle una indemnización de 50,000 dólares de la época por “fraude, violación de contrato y uso ilícito de ideas”; el pleito, que se arregló privadamente después de la sentencia por obvio mutuo interés, versaba sobre la “dramatización escenográfica” y venta del “Diario”. El juez, así mismo judío, era Samuel L. Coleman, quien dictó sentencia en el sentido de que Otto Frank debía pagar a Meyer Levin “por su trabajo en el diario de Ana Frank”. (NOTA: Para cualquier interesado, todo lo referente al caso Levin-Frank está archivado en la Oficina del Condado de Nueva York (N. Y. County Clerk’s Office) con el número 2241-1956 y también en el New York Supplement II, Serie 170, y 5 II Serie 181). Con esto es suficiente para cualquier Humano consciente ver el mamut que le pusieron en frente, siendo una prueba también de lo fácil que es programar a un humano inconsciente para que no vea el mamut, ese que tiene justito en frente.

Particularmente no me gusta la pornografia, me parece sumamente aburrida y acotada. Cualquier humano que centre su vida en el deseo sea de cosas o situaciones no la va a pasar bien, porque el deseo nunca nunca se satisface, siempre pide más, dejando ese sabor amargo en la boca.

Las personas no pueden definirse por sus gustos de alcoba. Es completamente superficial y extremadamente vanal que algo que tiene un significado privado sea groseramente expuesto. Podés coger sin parar y solo vas a vaciarte. Si vamos haciendo correctamente nuestra alquimia los deseos desaforados merman. Entonces debemos notar que el ofrecer las miseria como caramelos disfrazadas de inofensivas es un problema para nosotros, ya que si hay algo que no son es inofensivas. Si, pasan cosas si nos entregamos a ellas. No da lo mismo por mas que los hijos de la mentira digan que si, que da igual, que no hacen mal. Mentira. Las virtudes nos liberan, las miserias no.

Amemos a las personas por lo que son y no por sus costumbres sean de alcoba, alimenticias o de cualquier otra indole. Si las costumbres son humanas son a su vez casi irrelevantes. Da igual. Lo que no da igual es la consciencia de nosotros mismos que vayamos tomando.

Asi como es rebelde y angelical, asi como es azúcar pimienta y sal ...  卐 LPLSH



Comentarios

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

El arte de la miseria o cien millones de demonios

El infierno está en la cabeza que se mira el ombligo.

Las políticas mágicas